Tuberculosis (TB)

Estrategia Fin a la TB de la OMS

La Estrategia Fin a la TB tiene como objetivo poner fin a la epidemia mundial de tuberculosis reduciendo el número de muertes en un 95% y la tasa de incidencia en un 90% entre 2015 y 2035 y consiguiendo que ninguna familia tengan que hacer frente a gastos catastróficos debido a la tuberculosis.
La Estrategia fue adoptada por la Asamblea Mundial de la Salud en mayo de 2014.


Poner fin a la tuberculosis de aquí a 2035

La resolución adoptada por la Asamblea Mundial de la Salud insta a los Estados Miembros a que adapten la estrategia y la pongan en práctica, aportando la financiación necesaria y un compromiso de alto nivel. Se pone especial atención en el servicio a las poblaciones más vulnerables a la infección y con mal acceso a la atención sanitaria, como los migrantes.

La estrategia y la resolución destacan la necesidad de implicar a los asociados de diferentes sectores, además del sector de la salud, tales como los de la protección social, el trabajo, la inmigración y la justicia.

En la resolución se pide que la Secretaría de la OMS ayude a los Estados Miembros a adaptar y poner en práctica la estrategia, haciendo hincapié en la importancia de que se haga frente al problema de la tuberculosis multirresistente y al fomento de la colaboración internacional.

Asimismo, se pide a la OMS que monitoree la aplicación y evalúe los progresos realizados hacia la consecución de los hitos establecidos y las metas fijadas para 2035.