Tuberculosis (TB)

Proseguir la expansión y mejora de un DOTS de calidad

Elemento 4: sistema eficaz de suministro y gestión de los medicamentos

El suministro ininterrumpido y sostenido de medicamentos antituberculosos de calidad garantizada es fundamental para el control de la TB. Para ello es imprescindible disponer de un sistema de suministro y gestión de los medicamentos. Debe existir un sistema fiable de adquisición y distribución de todos los antituberculosos esenciales a todos los centros sanitarios. Uno de los objetivos del sistema de registro y notificación de la TB es proporcionar la información necesaria para planificar, adquirir, distribuir y mantener reservas suficientes de medicamentos.

Los antituberculosos debe ser gratuitos para todos los pacientes con TB porque muchos de ellos son pobres y pueden tener dificultades para comprarlos, y porque el tratamiento aporta beneficios a toda la sociedad (la curación evita la transmisión a otras personas). Debe haber una legislación relacionada con la reglamentación farmacéutica, y se debe supervisar el uso de los antituberculosos por todos los prestadores de asistencia sanitarios. La utilización de combinaciones de dosis fijas de biodisponibilidad demostrada y los envases innovadores, como los kits para los pacientes, puede ayudar a mejorar la logística del suministro de medicamentos, así como su administración, a fomentar la observancia del tratamiento y a evitar la aparición de farmacorresistencia.

El Servicio Farmacéutico Mundial (GDF) y el Comité Luz Verde (GLC) de la Alianza Alto a la Tuberculosis ofrecen a los países de escasa capacidad el beneficio del acceso a antituberculosos de calidad garantizada a precios reducidos y a formación en materia de gestión de medicamentos.1

Enlaces conexos

Compartir