Centro de prensa

Declaración de la OMS sobre la sexta reunión del Comité de Emergencias del RSI en relación con el MERS-CoV

Declaración de la OMS
17 de junio de 2014

La sexta reunión del Comité de Emergencias convocada por la Directora General de conformidad con el Reglamento Sanitario Internacional (2005) en relación con el coronavirus causante del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) se celebró mediante teleconferencia el lunes 16 de junio de 2014, entre las 12:15 y las 16:19 (hora local de Ginebra).

Además de los miembros del Comité de Emergencias, asistieron a la reunión (solamente a la parte informativa) tres asesores expertos, quienes no participaron en la formulación de recomendaciones a la Directora General.

Participaron también en la primera parte de la teleconferencia siete Estados Parte afectados que habían notificado casos del MERS-CoV o presentado pruebas de infección desde la quinta reunión del Comité, a saber, Arabia Saudita, Argelia, Emiratos Árabes Unidos (EAU), Estados Unidos de América, Irán, Jordania y Países Bajos.

La Secretaría de la OMS presentó información actualizada y una evaluación de las novedades epidemiológicas y científicas, así como una descripción de los casos recientemente notificados, las pautas de transmisión y las principales observaciones de la reciente misión de la OMS a los EAU.

Los países afectados presentaron información sobre las novedades acaecidas en su territorio, así como una descripción de los casos, las medidas adoptadas y lo que les preocupa sobre la situación actual.

El Comité examinó la información facilitada. A partir de los datos disponibles actualmente, el Comité indicó que la situación sigue siendo grave en cuanto a las repercusiones para la salud pública. Sin embargo, el aumento repentino de casos que se produjo en abril ha descendido y no hay pruebas de transmisión sostenida de persona a persona en los diferentes países. Se han hecho esfuerzos considerables por reforzar las medidas de prevención y control de las infecciones. En consecuencia, el Comité concluyó por unanimidad que aún no se cumplían las condiciones para declarar una emergencia de salud pública de importancia internacional.

No obstante, el Comité hizo hincapié en que la situación sigue siendo preocupante, especialmente habida cuenta del aumento previsto de viajes a Arabia Saudita con motivo de la Umra, el Ramadán y el Hayy o peregrinación a la Meca. El Comité centró su atención en la necesidad de analizar detenidamente los brotes registrados en los hospitales con objeto de entender mejor los lugares en los que se incumplen las medidas de prevención y control de las infecciones, en particular aquellos en los que los pacientes que todavía no tienen un diagnóstico se reúnen y esperan, a menudo hacinados, en salas de urgencias o clínicas. El Comité tomó nota también de que las conclusiones derivadas de investigaciones recientes apoyan cada vez más la hipótesis de que los camellos son una importante fuente de exposición al MERS-CoV en la comunidad.

El Comité reiteró que sus recomendaciones previas siguen siendo pertinentes y que todos los países deben:

  • redoblar los esfuerzos para aplicar las medidas básicas de prevención y control de las infecciones, y reforzar la educación con respecto a tales medidas, en particular entre el personal de salud;
  • seguir esforzándose por finalizar las investigaciones críticas lo antes posible, así como los estudios de casos y controles, y los estudios serológicos, ambientales y zoológicos, con objeto de comprender mejor la epidemiología, en particular los factores de riesgo; evaluar los lugares en los que se incumplen las medidas de prevención y control de las infecciones, y compartir las conclusiones preliminares;
  • apoyar el fortalecimiento de capacidades en los países vulnerables, especialmente en África, y que tales países, sobre todo los de África, adopten medidas concretas con antelación a la Umra, el Ramadán y el Hayy por lo que respecta a las actividades básicas de salud pública, como mantener la vigilancia para detectar casos del MERS-CoV y dar a conocer y aplicar las medidas básicas de prevención y control de las infecciones;
  • mejorar la sensibilización con respecto al MERS-CoV entre los peregrinos que tienen previsto ir a la Umra y el Hayy, en particular los que padecen enfermedades crónicas, y para que las delegaciones médicas acompañantes sepan cómo detectar el MERS y conozcan las precauciones de higiene personal y de control básico de las infecciones;
  • seguir creando una mayor conciencia con respecto al MERS-CoV mediante una comunicación efectiva de los riesgos al público en general, los profesionales de la salud y los encargados de formular las políticas;
  • reforzar la colaboración intersectorial y las actividades conjuntas entre los sectores de la salud humana y la salud animal;
  • compartir con la OMS toda la información pertinente necesaria para evaluar y gestionar el MERS de manera oportuna, según se prescribe en el Reglamento Sanitario Internacional (2005); y
  • aplicar las recomendaciones de la OMS, en particular las destinadas a los grupos de alto riesgo de infección por el MERS-CoV:

Finalmente, el Comité indicó que no se disponía de información sólida que justificara el uso de escáners térmicos como medio de detener o ralentizar la entrada de infecciones por el MERS-CoV, y que los recursos utilizados en tales escáners estarían mejor aprovechados si se destinaran a reforzar la vigilancia, la prevención y control de las infecciones y otras medidas eficaces de salud pública.

Partiendo del asesoramiento del Comité y de la información disponible en estos momentos, la Directora General aceptó el asesoramiento del Comité y le dio las gracias por su trabajo.

La Secretaría de la OMS seguirá presentando periódicamente información actualizada a los miembros y asesores del Comité. Habida cuenta de que sigue preocupado por el asunto, el Comité de Emergencias volverá a convocarse en septiembre de 2014, o en una fecha anterior si las circunstancias así lo exigen.

Para más información, sírvanse ponerse en contacto con:

Christy Feig
Directora de Comunicaciones
Teléfono: +41 79 251 7055
Correo electrónico: feigc@who.int

Compartir