Centro de prensa

Respuesta de la OMS a las necesidades sanitarias generadas por el tifón Yolanda (o Haiyan)

Comunicado de prensa

La Organización Mundial de la Salud (OMS) se movilizado en su totalidad para colaborar con el Ministerio de Salud de Filipinas en la organización de los trabajos de socorro a los supervivientes del tifón Yolanda.

Yolanda asoló la zona central del archipiélago en la mañana del viernes con vientos de más de 250 km/h que causaron mareas de tormenta de hasta 5 metros. En las zonas afectadas ha habido muchos heridos, y los devastadores efectos de este tifón han dañado o destruido completamente instalaciones sanitarias de por sí vulnerables. Dada la amplitud y la intensidad de la tormenta, los servicios de salud de las zonas más afectadas han desaparecido o están gravemente sobrecargados, y hay gran escasez de suministros médicos.

«Estamos colaborando estrechamente con el Gobierno de Filipinas y las autoridades locales para evaluar y atender rápidamente las necesidades que permitan salvar la vida de los afectados por este tifón», ha dicho la Dra. Julie Hall, Representante de la OMS en Filipinas. «La OMS tiene un equipo de evaluación en Bohol y va a enviar a Cebú y Tacloban a más personal integrado en los equipos del Sistema de las Naciones Unidas para la Evaluación y Coordinación en Casos de Desastre (UNDAC) que colaborarán con las autoridades nacionales. La OMS ha enviado de forma urgente a más de dos docenas de expertos sanitarios en socorro de emergencia y botiquines médicos de emergencia para hacer frente a las primeras necesidades.»

El Gobierno calcula que hay unos 4,5 millones de afectados en la zona central de Filipinas. La OMS ha movilizado suministros para ayudar al Gobierno a montar una respuesta coordinada, eficaz y rápida:

  • Un envío inicial de cuatro botiquines de emergencia con medicamentos y otros suministros para cubrir las necesidades sanitarias básicas de 120 000 personas durante un mes, y material para realizar 400 intervenciones quirúrgicas, además de cuatro botiquines con medicamentos y suministros para tratar 3000 casos de diarrea aguda.
  • La OMS también está colaborando con el Ministerio de Salud para reforzar su red de pronta alerta y respuesta (EWARN), a fin de que se puedan detectar rápidamente brotes de enfermedad y otras amenazas para la salud pública relacionadas con los alimentos y los peligros medioambientales.
  • El Gobierno está recibiendo ayuda internacional (por ejemplo, hospitales de campaña y equipos médicos), y la OMS está colaborando para lograr que estos suministros y equipos lleguen a los lugares donde son más necesarios.
  • Los almacenes de material médico también se han visto dañados, y la OMS está colaborando en el restablecimiento de bases logísticas para los nuevos suministros que vayan llegando.

El acceso a las zonas y a las personas afectadas por el tifón está planteando importantes problemas logísticos. La verdadera cifra de muertos y la magnitud de los daños materiales todavía están por cuantificar. El supertifón arrancó tejados y árboles e interrumpió las telecomunicaciones y el suministro eléctrico. Muchos aeropuertos y puertos marítimos de las zonas afectadas están cerrados. Los movimientos serán difíciles hasta que se rehabiliten las carreteras y todo ello supone grandes dificultades para las operaciones de socorro de emergencia.

Para complicar aún más la situación, se prevé que Filipinas se vea afectada por una nueva tormenta tropical a finales de esta semana. Los gobiernos extranjeros y los organismos de ayuda internacional ya han prometido ayuda en forma de transporte aéreo y equipos, pero se necesita con urgencia más ayuda para mantener en vida a los supervivientes.

El envío rápido de expertos y suministros sanitarios por parte de la OMS ha sido posible gracias a la ayuda financiera brindada por numerosos asociados internacionales, entre ellos la Comisión Europea. Dada la magnitud del desastre, la OMS busca contribuciones económicas inmediatas para hacer frente a las operaciones iniciales. En los próximos días se hará público un llamamiento conjunto de las Naciones Unidas y las organizaciones no gubernamentales.

Contacto para los medios de comunicación:

Christine “Tiffany” Domingo-Cool
Operaciones de respuesta a eventos/Comunicación de riesgos
Tel.: +639 15 710 4361
Correo electrónico: domingoc@wpro.who.int

Christy Feig
Directora de Comunicación
Tel.: +41 79 251 7055
Correo electrónico: feigc@who.int

Gregory Härtl
Coordinador, Noticias y Redes Sociales
Tel.: +41 79 203 6715
Correo electrónico: hartlg@who.int

Compartir

Enlaces conexos