Gracias a los teléfonos móviles los diabéticos pueden gestionar el ayuno y los festines durante el Ramadán

Junio de 2014

A la sexagenaria Mariama Dallo le diagnosticaron diabetes hace diez años. Aunque es muy estricta y sigue un modo de vida sano, Mariama siempre está atenta a información y consejos que puedan ayudarla a gestionar su enfermedad.

  • «Beba un litro de agua cada mañana antes de empezar el ayuno.»
  • «Trate de no comer en exceso y tenga cuidado con los alimentos ricos en azúcares, como los dátiles.»
  • «Pida a su médico que le adapte la dosis y las horas de ingesta de la medicación contra la diabetes antes de ayunar.»
OMS/Y. Elbes

Durante el Ramadán, Mariama recibirá mensajes de texto como estos en su móvil para guiarla a lo largo de este mes de ayunos diurnos y festines nocturnos, que puede ser especialmente difícil para los diabéticos.

Estos mensajes con consejos de salud son la primera fase de «mDiabetes», un nuevo proyecto iniciado en el Senegal justo a tiempo del Ramadán. Se anima a los miembros de la asociación de pacientes diabéticos, los profesionales de la salud y el público en general a que se inscriban para recibir los mensajes de texto gratuitos que tienen por objeto concienciar y ayudar a los diabéticos a evitar complicaciones a causa del ayuno y los festines.

mDiabetes es el primer proyecto establecido para un país francófono en el marco de «Be He@althy Be mobile», una iniciativa mundial conjunta de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT). La iniciativa permite ayudar a los países a poner en marcha proyectos a gran escala en los que se utiliza la tecnología móvil, en particular los mensajes de texto y las aplicaciones (apps.), para controlar, prevenir y gestionar enfermedades no transmisibles como la diabetes, el cáncer y las cardiopatías. En el marco de la iniciativa, puesta en marcha en 2013, se está trabajando también en un programa antitabaco en Costa Rica (mCessation), un programa contra el cáncer en Zambia (mCervical) y se tiene previsto introducir programas contra la hipertensión (mHypertension) y para el fomento del bienestar (mWellness) en otros países.

La diabetes va en aumento

La diabetes se ha convertido en una de las causas principales de enfermedad y muerte prematura en todo el mundo. La Organización Mundial de la Salud calcula que en el mundo hay más de 347 millones de personas con diabetes, de las que un 90% tienen diabetes de tipo 2, que se debe en gran medida a un peso corporal excesivo y a la inactividad física.

En países como el Senegal, la urbanización rápida y el cambio en los modos de vida han dado lugar a un drástico aumento en la obesidad, especialmente entre los jóvenes, muchos de los cuales corren el riesgo de contraer diabetes de tipo 2. Se estima que en el Senegal hay unas 400 000 diabéticos, pero solo 60 000 han sido diagnosticados y siguen un tratamiento.

Muchas personas no saben que son diabéticas, puesto que desconocen las causas y síntomas de la enfermedad, y con frecuencia tienen acceso limitado a los servicios de salud, sobre todo en las zonas rurales.

La falta de acceso a un diagnóstico y tratamiento contra la diabetes puede tener graves consecuencias, como cardiopatías, accidentes cerebrovasculares, ceguera, insuficiencia renal y riesgo de sufrir una amputación.

Cada año durante el Ramadán las autoridades de salud del Senegal son testigo de un aumento repentino en los casos de diabetes sin control que precisan hospitalización urgente.

«El Ramadán es un periodo de elevado consumo de azúcar», comenta el Sr. Baye Oumar Guèye, secretario nacional de la Asociación Senegalesa de Apoyo a los Diabéticos y él mismo también diabético. «mDiabetes es una iniciativa fundamental y oportuna que permite a los diabéticos observar el mes santo del Ramadán y a la vez evitar el riesgo de complicaciones».

Móviles en todos los hogares

En los últimos diez años, la falta de una red telefónica y de internet estable en los países en desarrollo ha dificultado el uso del programa cibersalud para mejorar el acceso a la atención de salud. «La vertiginosa eclosión de la tecnología móvil, especialmente en África, está finalmente haciendo posible varios tipos de iniciativas de cibersalud», comenta el Sr. Hani Eskandar, coordinador de aplicaciones informáticas en la Unión Internacional de Telecomunicaciones.

En el Senegal, el 83% de la población dispone de móviles, de los que un 40% son teléfonos inteligentes que pueden recibir imágenes y vídeos.

mDiabetes es la primera iniciativa que aprovecha la gran diseminación de la tecnología móvil para alcanzar a millones de senegaleses con información de salud y ampliar el acceso a los conocimientos especializados y la atención. El proyecto es una pieza fundamental del plan nacional de lucha contra las enfermedades no transmisibles. Asimismo, incluye un módulo de formación para el personal de salud y permitirá las teleconsultas y la supervisión de pacientes en las zonas rurales.

Se espera que el proyecto piloto ponga en marcha más iniciativas de cibersalud en el Senegal y sirva de modelo para otros países en la lucha contra las enfermedades no transmisibles.

Y en cuanto a los miles de senegaleses que como Mariama son diabéticos, se alberga la esperanza de que mDiabetes les ayude a gestionar la enfermedad y mejorar su calidad de vida. «Aprecio de verdad este programa y tengo pensado aprovecharlo al máximo», comenta Mariama.

Compartir