Alerta y Respuesta Mundiales (GAR)

Poliomielitis en el Camerún - Actualización

Brote epidémico

En el Camerún se han notificado tres nuevos casos de infección por poliovirus salvajes de tipo 1 (WPV1) en tres nuevas regiones (Noroeste, Adamaoua y Centro). La parálisis apareció el 6, el 25 y el 31 de enero, respectivamente. Esto confirma que se mantiene la transmisión de WPV y muestra una expansión de las zonas geográficas infectadas tras la detección de cuatro casos en octubre de 2013 (véase el parte del 21 de noviembre de 2013). En total se han notificado siete casos de infección por WPV1 en las regiones Oeste, Noroeste, Centro y Adamaoua; las fechas de inicio de la parálisis oscilan entre el 1 de octubre de 2013 y el 31 de enero de 2014. La secuenciación génica de los WPV1 aislados indica que hay una circulación prolongada y no detectada de poliovirus. Teniendo en cuenta esta circulación prolongada en el país, las deficiencias de la vigilancia y la llegada de poblaciones vulnerables de refugiados procedentes de la República Centroafricana, la OMS eleva su evaluación del riesgo de propagación internacional a partir del Camerún, y considera que es muy alto.

Tras la confirmación del brote en octubre de 2013, el Camerún ha llevado a cabo tres campañas nacionales de inmunización, y una cuarta que empezó el 9 de marzo de 2014. Aunque el seguimiento independiente sugiere algunas mejoras, sigue habiendo graves deficiencias en la calidad tanto de la aplicación como del seguimiento que habrá que resolver urgentemente. La calidad es muy variable según las regiones. La principal causa de la no vacunación de los niños es que no se hayan visitado sus casas (43% de los niños no vacunados). El análisis de la inmunidad global de la población (datos sobre parálisis flácida aguda no poliomielítica en el grupo de 6 a 59 meses) indica que más del 40% de los niños siguen subinmunizados y que el 30% no ha recibido ninguna dosis de vacuna antipoliomielítica oral (OPV). La continuidad de la transmisión y su expansión señalan graves deficiencias en la calidad de la respuesta a los brotes.

La confirmación de nuevos casos ha llevado a planificar nuevas actividades urgentes de respuesta al brote. Así, una campaña de inmunización subnacional prevista para abril de 2014 se ha convertido en nacional, y están planificadas nuevas campañas nacionales para mayo y junio. Para garantizar el éxito es imprescindible mejorar sustancialmente la calidad de las campañas que llevan la OPV a los niños repetidas veces. Igualmente importantes serán los esfuerzos por mejorar rápidamente la calidad de la vigilancia, de modo que se pueda determinar la verdadera magnitud del brote y proceder a su seguimiento.

Es importante que todos los países, en especial aquellos con viajes y contactos frecuentes con países y zonas afectados por los poliovirus, refuercen la vigilancia de los casos de parálisis flácida aguda con el fin de detectar rápidamente toda nueva importación de virus y facilitar una respuesta rápida. Los países, territorios y zonas también deben mantener una cobertura uniformemente alta de la inmunización sistemática a nivel distrital, a fin de minimizar toda nueva introducción de virus.

De acuerdo con las recomendaciones de la publicación de la OMS Viajes internacionales y salud, los viajeros que entren o salgan de zonas afectadas por la poliomielitis deben estar plenamente vacunados contra esta enfermedad.

Compartir