Boletín de la Organización Mundial de la Salud

La evaluación de una muestra aleatoria y representativa revela una elevada prevalencia de la diabetes entre los casos de tuberculosis recién diagnosticados

Blanca I Restrepo, Aulasa J Camerlin, Mohammad H Rahbar, Weiwei Wang, Mary A Restrepo, Izelda Zarate, Francisco Mora-Guzmán, Jesus G Crespo-Solis, Jessica Briggs, Joseph B McCormick & Susan P Fisher-Hoch

Objetivo

Evaluar la contribución de la diabetes mellitus confirmada clínicamente a las tasas de tuberculosis (TB) en comunidades en las que ambas enfermedades son prevalentes, de manera que se puedan identificar las posibilidades de prevención de la TB entre los pacientes diabéticos.

Métodos

En este estudio prospectivo se realizaron diversas pruebas de detección de la diabetes, en pacientes con TB, con una edad igual o superior a 20 años, procedentes de clínicas para la tuberculosis situadas en la frontera entre Texas y México. El riesgo de tuberculosis atribuible a la diabetes se calculó a partir de las estadísticas para la población adulta correspondiente.

Resultados

La prevalencia de la diabetes entre los pacientes con TB fue del 39% en Texas y del 36% en México. La diabetes contribuyó en un 25% de los casos de TB estudiados, mientras que la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) contribuyó en un 5% o menos. Antes de este estudio, una cantidad menor de mexicanos que de texanos con tuberculosis desconocía padecer diabetes (4% y 19% respectivamente). La proporción de hombres que sabían que padecían diabetes fue menor que la de mujeres (p = 0,03). Los pacientes que sabían que padecían diabetes antes del estudio contaban con antecedentes médicos de la enfermedad, durante 8 años de media, antes de ser diagnosticados de TB.

Conclusión

Los pacientes con diabetes tienen un mayor riesgo de contraer tuberculosis que los pacientes que no la padecen. Los programas que integren el control de la diabetes y la tuberculosis en todo el mundo facilitarían la prevención de la tuberculosis entre los pacientes con diabetes y aumentarían el número de diabéticos que serían conocedores de su afección, especialmente entre los hombres. Una estrategia como ésta conllevaría una detección más precoz y mejoraría la gestión tanto de la tuberculosis como de la diabetes.

Compartir